Irvin Sepúlveda

Tampico, Tamaulipas.- La joven Lusala Ntedika Bene, originaria de la República Popular del Congo, llegó a Tampico hace algunas semanas, quedándose en la zona ante la falta de recurso pues busca continuar su trayectoria con destino a la frontera norte con Estados Unidos.

La joven africana fue contratada en la fonda «Yoyita», luego de un año nueves meses que salió de su país en busca de una mejor calidad de vida.

La entrevistada comentó que su padre era pastor, sin embargo, por la inseguridad que viven y las condiciones precarias, fueron factores para que lo asesinaran unos maleantes para robarle dinero; a raíz de esto, su madre quedó mentalmente afectada.

La joven Lusala Ntedika Bene dijo que un tío, tuvo que vender su casa y con el dinero, lograron viajar en autobús a Angola y de manera posterior a Brasil, para de ahí continuar su trayectoria por Latinoamérica y tras recorrer más de 14 mil kilómetros, llegar a Tampico.

La joven africana, manifestó que cuenta con un documento emitido por el Instituto Nacional de Migración, en el que tiene autorizada su estadía en Tampico, por lo que buscó trabajo en una fonda pelando papas y limpiando mesas.

«Yo quiero viajar a los Estados Unidos; en África es muy difícil vivir. No hay dinero, no hay trabajo, mucha gente se sale del país. De África salí, mi tío vendió la casa para salir de allá», citó.

Lusala Ntedika Bene señaló que actualmente está hospedada en un hotel de la ciudad junto a su familia, motivo por el que necesitan trabajar para solventar sus gastos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.