Daisy Verónica Herrera Medrano

Reportera

El factor humano, es la causa del 90 por ciento de los incendios forestales que ocurren en Tamaulipas, indebidos que durante el 2017 siniestraron 2 mil 600 hectáreas.

El representante de la Comisión Nacional Forestal, Carlos Argueta Spínola, urgió aquí a que se tomen todas las medidas de precaución necesarias a fin de que la sociedad se informe y tome consciencia del daños que generan los descuidos.

Al dar inicio la temporada de incendios forestales 2018, se informó que la estadística del año pasado advierte sobre el registro de 17 incendios forestales los cuales afectaron una superficie de dos mil 600 hectáreas particularmente de arbustos y matorrales, aunque también hubo 113 hectáreas de bosque afectadas por el fuego.

Los 17 incendios forestales del 2017 se registraron en siete municipios de la entidad siendo en el municipio de Jaumave donde se registraron siete y en Nuevo Morelos la mayor superficie.

Debido a las heladas registradas así como también la sequía que se ha venido presentando se estima que los incendios forestales pudieran aumentar durante esta temporada.

Indicó que los montes y arbustos  tardan 10 años en recuperarse mientras que los bosques de 20 a 30 años.

Informó que además de prevenir y mitigar los incendios la Comisión Nacional Forestal desarrollara un intenso programa de reforestación a efecto de resarcir el daño causado.

Carlos Argueta, insistió en que la mayoría de los siniestros tienen como causa el descuido de las personas por lo cual es necesaria la prevención en la quema de montes, en encender fogatas, arrojar colillas encendidas, botellas  y otras.