París, Francia.- El presidente francés, Emmanuel Macron, anunció el miércoles que debido al deterioro de las condiciones hospitalarias en la mayor parte del país, la pandemia ha puesto a París y otras ocho áreas metropolitanas bajo toque de queda.

El toque de queda será de 9:00 pm a 6:00 am hora local, y comenzará el próximo sábado. Las primeras cuatro semanas pueden extenderse a seis semanas, explicó el mandatario en detalle en una entrevista televisiva.

Agregó que el propósito de la medida es detener el crecimiento de los contagios para que la tasa de infección actual disminuya de  3.000-5.000,a 20,000 por día.

Macron prometió que la restricción general de la gente, como la que se experimentó la primavera pasada, será «desproporcionada», por lo que el toque de queda es «una medida pertinente».

Esta situación es particularmente grave en la región de París (Isla de Francia), donde la tasa de casos positivos es de 320,9 por 100.000 habitantes, y los pacientes con COVID-19 han representado el 45% de todas las camas de cuidados intensivos. Según los datos que ha informado hoy el departamento regional de salud.

La mayoría de los países de la UE están endureciendo las restricciones sociales ante la segunda ola de la pandemia, que ha obligado en Francia a decretar el toque de queda en varias ciudades del país, entre ellas París, mientras en Alemania se ha activado un sistema de alerta temprana.

Los casos globales de COVID-19 han superado hoy los 38 millones, mientras que las víctimas mortales han llegado a 1,083 millones, según las estadísticas difundidas por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

De Europa occidental, Francia y Reino Unido aparecen como los países con el mayor aumento de casos confirmados en la última semana, y de América figuran EEUU, Brasil y Argentina, en orden descendente.

Con Información de: El Debate

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.